Sorpresa Birraire - Noviembre 2012...

Con el ajetreo normal del día a día, que va en aumento cuando se acercan fechas navideñas, sumado al gran sarao del #FFdA, hay un post de carácter mensual que se había quedado en la cuneta. Pero aunque ya hace 7 días que estamos en el mes de diciembre, esto no quita que os pueda hablar, con algo de retraso, de la Sorpresa Birraire de noviembre 2012.

Recordaréis (bueno, seguro que no, pero me engancha como conector de frase) que la anterior sorpresa llegó antes de acabar el mes de octubre, y justo los últimos días de ese mes pude asistir a una presentación de cervezas Guineu (en la próxima Gacetilla tendréis detalles) y al primer aniversario de Zombier en The Drunk Monk. Cualquiera de estos eventos podrían fácilmente constituir una Sorpresa Birraire en toda regla por si mismos, pero este mes no me voy a acontentar con otorgarle el kinderhuevo a otro "momento", como ya es habitual; ni a una cerveza, como también ha ocurrido anteriormente.

Esta vez, la sorpresa (positiva, como siempre hasta ahora) va para una iniciativa cervecera que supuso el cierre de uno de los mejores blogs cerveceros que ha habido en lengua castellana. Jodida iniciativa, pensaréis. Pues, no; justo al contrario: Zombier concluyó Just Another Beer Blog, sí, pero fue el principio de mucho más. Tal como nos contaba Gabriel Bocanegra en su último post: "Empezaremos una nueva aventura y de forma más profesional (o eso se intentará). Así que esto tampoco es una despedida sino más bien un hasta luego".

Un año y dos meses después, la sorpresa de noviembre es claramente para esta tienda y distribuidora malagueña. ¿Por qué? Pues especialmente por las sinergias positivas que Zombier ha conseguido generar, y que tantas ventajas nos están reportando a los que, diariamente, consumimos cerveza apasionadamente. De todo ello, he podido disfrutar en muchas ocasiones durante estos últimos 30 (y pico) días, empezando por la gran fiesta de aniversario en Mataró, que reunió grandes cervezas y cerveceros en uno de los grandes templos cerveceros mundiales, con presencia de destacados cerveceros europeos con quienes intercambiar risas e impresiones. Pero sin olvidar otros aspectos variopintos que merecen ser destacados; a saber:

Las pintas de The Kernel que he podido degustar en Freiburg, Animal y Ale&Hop, con toda la estimulación sensorial que conllevan trago a trago (sólo recordarlas, es imposible no salivar). O la Zombreaker, cerveza fruto de la unión de fuerzas con ciertos navarros* que juegan al "tiqui-taca" cuando producen cerveza. O el desfile de barriles de Struise al que recientemente hemos asistido unos cuantos. Y qué decir del montón de nuevas referencias que se van paseando de manera casual (pronúnciese en inglés) por bares y tiendas de toda la Península, con algún nombre que hasta hace poco desconocía (Toccalmatto) que se han ganado un puesto entre los de arriba.

Y hablando de sinergias, ¿qué me decís de la aparición
de Antonio Bravo? Que tiemble Ralph Steadman.

Para mí, lo mejor de todo es que la profesionalidad y el buen rollo van por delante. Como consumidor y fanático del mundo cervecero que habréis podido notar que soy, mis relaciones directas e indirectas (estas últimas vía establecimientos, se entiende) con Zombier han sido siempre exquisitas, y no deja de ser una sorpresa más que agradable ver como un proyecto tan joven es capaz de mover lo que está moviendo, y con el rigor siempre en cotas muy altas. ¡Si es que encima han conseguido que exista una De Molen de nombre pronunciable!

Mi más sincera enhorabuena para Gabriel y Zombier: no por mi reconocimiento patillero de la sorpresa mensual, sino por las sinergias apuntadas, que tanto nos animan el presente y que tan buen futuro nos prometen. Creo que hay mucho que podemos aprender todos de este talante, dentro pero también fuera del mundo de la cerveza.

Salut i birra para todos!



PD: si alguien piensa que he recibido algún tipo de remuneración por este post, está en lo cierto. Lo vivido y bebido durante noviembre, y que buenamente he sintetizado durante esta entrada, ha sido la moneda con la que me han pagado.

* Hablo de Naparbier (por si alguien va despistado).

Comentarios

  1. Estoy de acuerdo contigo, no cabe duda que han creado un antes y un después en este mundillo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No lo habrías podido expresar mejor, José. Está claro que individuos como tú y yo nos estamos beneficiando de la iniciativa de Gabriel :-). ¡Salud!

      Eliminar
  2. ME UNO A LAS FELICITACIONES A GABRIEL, HEMOS PODIDO PROBAR VERDADERAS EXQUISITECES GRACIAS A EL. Y EL BUEN ROLLO Y LA SINCERIDAD CON QUE TE HABLA SON DE AGRADECER.
    COMO DIRÍA STAN LEE: EXCELSIOR!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estas Kernel que estamos devorando sin piedad últimamente... :-)

      Eliminar
  3. Sin duda que su aparición ha dado un buen revolcón al panorama cervecero peninsular y lo mejor es que lo ha hecho en sólo un año. Me uno a las felicitaciones dadas, evidentemente, y que sigan esas sinergias que tantas alegrías nos han dado! Salut!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que está claro que las sinergias irán a más. Realmente nos espera un futuro mejor que este presente que ya habríamos firmado hace poco tiempo :-). Salut Pau!

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Post-verdad mediterránea

Conociendo el territorio...

De la ilusión