Experiencia comentada sobre cervezas navideñas...

Si no entiendes qué pinta
esta foto aquí, lee esto.
Pasado el puente de diciembre, nos quedan dos semanas para entrar de pleno en aquel periodo que consideramos de vacaciones navideñas, tengamos la suerte de disfrutar de unos cuantos días festivos o no. Yo, por ahora, sólo sé que voy a disfrutar (escudella, canelones, turrones, birra): no sé si desde la oficina, desde casa o desde la p*** calle. Pero vamos, no nos desviemos ya del tema en el primer párrafo.

Vaya por delante que no me gusta dar lecciones a nadie, ni que tan sólo considere que mis sugerencias sean más importantes que las de mi vecino o las de mi tía-abuela. Pero llegados a mediados de diciembre, algunas personas me han pedido que les recomiende cervezas de invierno (o Navidad) para estas fechas. No tengo más autoridad que mis gustos y preferencias al respecto, ni más experiencia que aquellas cervezas degustadas los pasados años, pero voy a procuraros una pequeña guía orientativa de aquellas cervezas que me parece que vale la pena adquirir para disfrutar del frío y las generosas comidas navideñas: en familia, en pareja o tranquilamente cada uno por su cuenta.

A fin de que este post tenga alguna mínima posibilidad de ser útil a alguien, como es normal, no voy a listar grandes rarezas. Esto no es una #NFdA (Navidad Fondo de Armario), sino un comentario sobre cervezas que se pueden adquirir con cierta facilidad en tiendas especializadas, así como algún supermercado u otro tipo de establecimiento con un mínimo de variedad cervecera.


Experiencia comentada sobre cervezas navideñas:

Para mí, una Navidad cervecera no puede entenderse sin la Anchor Christmas Ale (EEUU). Se trata de una cerveza de invierno clásica, especiada con anís estrellado; oscura, cálida y de trago fácil, de buen precio y presentación exquisita. Año tras año, la receta cambia ligeramente, manteniendo estilo y sensación general, pero cambiando algún ingrediente y, a nivel de diseño, la preciosa etiqueta que ilustra una especie distinta de árbol en cada edición, de la mano del artista Jim Stitt. Os recomiendo que le echéis un ojo al siguiente vídeo, si os interesan sus ilustraciones.


Después de esta corta pausa, sigamos por las américas para ver la siguiente cerveza que nadie debería dejar pasar caso de encontrarla (me consta que, así como por la provincia de Barcelona no fue muy difícil hacerse con ella, fuera de ella no lo fue tanto). La Celebration Ale de Sierra Nevada es, corto y raso, deliciosa. Parece haber un sentimiento general de que las cervezas de navidad deben ser similares a la Anchor: especiadas, con anís estrellado, etc. La Celebration es, ni más ni menos, una IPA; con un carácter maltoso, bastante dulce, bien amarga y con una calidez apropiada para una seasonal hivernal.

Me encanta esta etiqueta.
(Sacada de aquí).
Similar, pero más especiada, ya cruzando el charco, está la danesa Mikkeller Hoppy Lovin' Christmas. Otra buena IPA para el frío, pero en este caso con un carácter algo más alcohólico y el añadido de jengibre y hojas de pino. La navideña de los hopheads, que viene con una graciosa etiqueta al más puro estilo de la cervecera de Mikkel Borg. Pero no todo termina con Mikkeller en los países escandinavos, ya que los noruegos de Nogne tienen una Winter Ale para hacer entrar en calor al más friolero: la God Jul. Sólo lleva 8,5 ABV, pero la sensación alcohólica es muy notoria, la cerveza fuerte, densa y tostada, con un balance perfecto entre dulce y especias. ¡Y además viene en botella de 50cl.! Muy rica y golosa; ideal para quien no tenga la opción de hacer un fuego en la chimenea. También están las Evil Twin, pero como no he podido probar personalmente ninguna de navideña, aunque me hayan comentado que están de rechupete, no voy a poder recomendarlas.

La del medio es una
maravilla. Pero no se
encuentra fácilmente.
Centrémonos en las islas británicas. Bien es sabido que, desgraciadamente, nos llegan pocas cervezas del Reino Unido. No obstante, para birras navideñas siempre nos quedará la Samuel Smith Winter Welcome: una cerveza potente, pero equilibrada; dulce, ligeramente especiada, con notas de frutos secos muy apetitosas, hierba, flores y caramelo. Si alguna cerveza de las comentadas se pudiera llegar a sesionar, ésta sería la indicada a pesar de sus 6%.

Un poco más al norte de Tadcaster, ya en Escocia, desconozco si Brewdog nos va a deleitar con nuevas creaciones este año o van a llegarnos las dos mismas referencias que hace un año. Es más, desconozco si con la escasez brewdogiana que ha habido en varios momentos de este año va a llegarnos alguna. Pero en todo caso, a menos que no os guste muchísimo la cerveza altamente especiada, podéis obviar la There is no Santa. Personalmente, aunque también fue muy criticada, la Christmas Porter (Alice Porter con sobredosis de cacao y alguna especia adicional) me pareció muy correcta, y la recomiendo para quien guste de una porter con ciertos matices a chocolate y de sensación cálida.

Sacada de aquí.
La cosa se pone interesante cuando llegamos a la meca de la cerveza (para mí, sin duda, lo es). En Bélgica tenemos una variedad de cervezas navideñas muy amplia, y la suerte de que muchas de ellas nos llegan por aquí. De entre las muchas que hay, voy a destacar las que, en mi experiencia, han resultado ser más placenteras para mi cuerpo y mente. Y no sería justo no empezar por la reina de las belgas navideñas: la De Dolle Stille Nacht. Con 12% ABV, es una cerveza muy potente tanto en aroma como en boca; cálida, dulce, muy afrutada y densa, con pasas, ciruelas y naranja, y con un toque de acidez que le da un equilibrio admirable. Especiada, de trago corto pero peligrosamente bebible. Este año, para más inri, podremos conseguir la edición gran reserva 2010 en botella de 75cl. Casi nada pal cuerpo.

Pero no perdamos de vista el mundo sólo con esta cerveza, porque en el país de los flamencos y los balones podemos encontrar otras grandes joyas, como la Struise Tsjeeses. No he probado todas las variantes que existen (algo que una excursión a The Drunk Monk puede llegar a solucionar), pero cualquiera de ellas puede ser perfecta para estos días de celebraciones y familia (a fin de compartirla o para aislarse en un mundo mejor). La básica (Tsjeeses a secas, con su añada correspondiente) es una Tripel subidita de alcohol y con azúcar de caña. Con una nariz muy bien perfilada, presenta sabores a frutas maduras, con un fondo tostado delicioso. Fantástica, como casi todo lo que tocan estos genios de De Struise. No dudéis en hincarle el diente.

Sacada de aquí.
La tapada, que descubrí el año pasado, es para mi la De Ranke Père Noel. Muy en línea a las cervezas de la marca, es una navideña más ligerita y fácil de beber que la mayoría, capaz de plantar cara a cualquier oponente con su aspecto inofensivo. Con una nariz deliciosamente compleja, presenta notas de fruta roja ácida, de corral, mucha incidencia de la levadura, toques florales y un contrapunto acaramelado. En boca tiene un final ligeramente alcohólico y maltoso, seco y dulce a su vez, contando con un paladar de lujo. ¿Queréis más? Encima su precio no es nada desorbitado.

Dios nos libre que no nos olvidemos de la St Bernardus Christmas Ale; la navideña para los amantes de las cervezas clásicas belgas. Alcohólica, afrutada, con notas acarameladas y asadas; muy compleja, y muy rica. Similar tiene que ser, conociendo el listón de calidad de la casa, la Gouden Carolus Noël, pero no he tenido el placer hasta la fecha (este año no se escapa). Para finalizar, también valen la pena otras referencias muy sólidas como la Bush Noël (o Scaldis Noël), la Slaapmutske Christmas (que, aunque distinta, me gusta decir que es como la Anchor europea) o la N'Ice Chouffe, otro clásico de cada año, de carácter similar a la St Bernardus pero algo más especiada. Hay muchas más, y la mayoría son bien dignas; pero de lo probado, éstas son las que más me han gustado.

Pero no miremos siempre fuera, que en el panorama local también podemos encontrar algunas interesantes referencias navideñas. Empezando por la más veterana, la Montseny HivernAle, que el año pasado cambio de cara y, ligeramente, de receta. Se trata de una cerveza muy asentada ya, con un punto especiado aportado, como no, por la adición de anís estrellado. Cálida, con un buen contraste entre amargor y dulzor. La perfecta sustituta del vino dulce con los postres de Navidad. Un rol que también puede jugar con mucha solvencia la Art Coure, algo más herbal y especiada, con notas de coriandro y nuez moscada. Menos corrientes, el año pasado pude hacerme con la Fucking Christmas de Holz (Holzbräu, por aquel entonces) y la Reptilian Solstici d'Hivern. La primera una IPA cargadita de alcohol; amarga y cálida. La segunda, una Tripel especiada e igualmente buena para entrar en calor.

Por supuesto, siempre cabe hacerse con la clásica Estrella de Navidad, la seasonal de Hijos de Rivera que repite un año más con nueva imagen y con la maldita (para los coleccionistas de chapas) chapilla de arandela. Sin ser una cerveza de emociones fuertes, siempre me ha parecido bien digna, pudiéndose erigir como una buena compañera para estas fiestas con su perfil cálido y maltoso, especialmente si buscamos una cerveza más batallera, de buen precio y muy fácil de encontrar (casi cualquier supermercado, en packs de 6).
Selección de locales del año pasado. Espero que haya más
este año. Veremos en el Fes-t'hi...
Repasada esta lista, sólo me queda animaros a que os lancéis a descubrir, cada uno a su ritmo y según sus preferencias, las magníficas cervezas que nos proporcionan los cerveceros de todo el mundo para ayudar a pasar mejor la estación más fría del año. Las sugerencias anteriores hacen referencia a mi experiencia previa, pero no descartaría para nada que este año tengamos suculentas referencias de cerveceros que se han asentado en nuestro panorama, como De Molen, Alvinne, Lervig, Haandbryggeriet u otros.

Podría haber escrito este post después de vacaciones, sí; pero luego ya tendría como cosa cierta que mi experiencia previa no le ha servido absolutamente de nada a nadie.

Me imagino que todas las tiendas tendrán su propio arsenal de cervezas navideñas; unas más, otras menos; pero en todo caso supongo que habrá material para llevarse una buena cesta a casa. A nivel de bares, os recomiendo consultar este informativo post del amigo Pau de Lúpuloadicto, que ha compilado aquellas cervezas que podremos encontrar pinchadas en los templos cerveceros de nuestra geografía.

En fin, que espero que os sirva mi repaso a estas singulares referencias, y que aquellos cerveceros fanáticos de este tipo de cervezas de temporada me ayudéis a enriquecer la lista con vuestra experiencia, caso de que penséis que me he dejado alguna birra imprescindible para los turrones, los mazapanes y los mantecados.

Salut i birra!


PD: estoy seguro de que la mayoría de lectores habituales habréis probado estas cervezas y muchas más. Por un día que hago un post más generalista no se me quejéis.

Comentarios

  1. HOLA, YO SOLO ESCRIBO HOY PARA QUEJARME DE LO GENERALISTA QUE ES ESTE POST.

    ResponderEliminar
  2. JAJAJAJA, VENGA, MENOS COÑAS, JAJJAJJA. NO ESTOY DE ACUERDO CON LA HIVERN ALE DE MONTSENY, ME DEFRAUDÓ MUCHO Y POR LO QUE HE PODIDO OIR, A MAS DE UNO. LA CHRISTMAS PORTER ME SUPO RICA EL AÑO PASADO, SE DEJABA BEBER MUY BIEN.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Buenas Jorge! No es el primero que me comenta lo mismo de la HivernAle, si bien a mí siempre me ha parecido correcta, y donde la he llevado ha gustado para acompañar postres dulces (turrones, especialmente).

      Y sí, la Christmas Porter también se dejo beber por Can Birraire. No es lo mismo que me dijeron otros compañeros del mundillo, sin embargo.

      En fin, ¡que para gustos colores! Saludos.

      Eliminar
  3. Creo que ya sabes de mi perdición con estas elaboraciones, tanto por dentro como por fuera, jejeje! Mucho birrote veo yo por aquí... jejeje!

    La Anchor es una pasada su diseño y para los coleccionistas, como bien dices, más aún (por cierto, desconocía ese video! Gracias!). Sierra Nevada, bufff, una auténtica joya, de las mejores de la marca que he probado.

    Con las nórdicas, quizás eche en falta alguna Haand como ya citas, pero Nogne y la Hoppy Lovin' de Mikkel son también muy ricas. De éste último también hay una tal Red/White Christmas que no se si has probado, también lupuladita, realmente espectacular (lo "malo" es que creo que solo se vende en botellas de 1,5L).

    En cuanto a belgas, pues que voy a decir... jajaja! Has mencionado 3 de las que meto en la cata que haré en BirraSegura, jajaja! Así que me alegro de compartir buenas impresiones. Gouden Carolus es un cervezón, aunque hay quien diga lo contrario, así que sin ningún tipo de dudas la volveré a tomar este año, pero la Bush no me termina, demasiado desmadre en forma de alcohol.

    De las locales, pues quizás me falta más riesgo. La Montseny no está mal, aunque creo que me gustaba más antes, y la Art me decepcionó un poco. Creo que de las que mencionas me quedaría con el crack de Isaac, como tantas otras veces ;).

    En definitiva, y tras este peazo rollo que te he soltado, felices fiestas y birras!!!

    P.D. Muchas gracias por el guiño al blog! :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Joer, la verdad es que creo que me he pasado 100 pueblos con la extensión del comentario... jajaja!!

      Eliminar
    2. Jajaja, ante posts largos, respuestas largas ;-). El vídeo de Anchor lo puse pensando que te gustaría verlo. Lo pillé de casualidad y, personalmente, me encantó.

      Haand estoy a la espera de probar las navideñas, como lo estoy de la Red/White, que según tu post podré encontrar por algunos sitios que me pillan bien.

      Las belgas, para mí, son las reinas indiscutibles de la Navidad (y fuera de ella... casi casi que también, hehe). La Gouden este año no se me escapa. Además, de seasonal de invierno, tengo la Cuvée van de Keizer azul (que recuerdo que fue una de tus cervezas del mes hace tiempo), que no es puramente navideña pero sí de esta estación :-P.

      La Bush todo el mundo me la critica por alcohólica; admito que lo es un poco, pero a mi toda la gama me gusta bastante. Me sorprende que la Art Coure no te gustara, en general tiene muy buena aceptación. Peor está claro que de las locales la que más me ha gustado por ahora es, también, la de Isaac :-).

      Pues eso, de rollo a rollo ¡y tiro pq me toca! Salut Pau!

      Eliminar
  4. Yo ante todo lo que escribís... sólo puedo decir Feliz Navidad/Bon Nadal... ja ja ja.....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bon Nadal Txema, haha! Si vienes por aquí y no tienes quién te acompañe al Drunk a tomar TODAS las navideñas pégame un toque ;-).

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Precio y especialidad

The Sub - Test de producto

Post-verdad mediterránea