¿Falta de conocimiento o de honestidad?

Aunque, generalmente, sólo saco el látigo para complejas y placenteras sesiones erótico-sexuales, hoy toca un post de meter caña al personal. Vaya por delante que no me gusta criticar: ensañarme con alguien o con sus productos no es mi estilo, ni el de este blog. Es por eso que, en mi línea, y aunque haya quien no comparta ni entienda mi visión al respecto, no voy a señalar a nadie (que cada cual se sonroje si tiene motivos para ello).

Llevo un buen tiempo asistiendo a tantos festivales como mi tiempo y dinero me permiten. En todos ellos he podido gozar de buena cerveza, mayoritariamente local; compartir buenos momentos con productores y otros compañeros cerveceros; descubrir cada día un poco más qué es la cerveza y entender por qué me atrae tanto esta bebida. Valoro mucho y doy gracias de que a pocos quilómetros de casa tenga, cada mes del año, al menos un festival al que asistir para disfrutar con aquellas cervezas que me tienen enamorado, o descubrir otras tantas.

No obstante, no todo es idílico en las ferias cerveceras, por supuesto. Entre vaso y vaso, risa y risa, de vez en cuando se da la siguiente situación:

- Joan, té, prova això.
- Què és?
- XXX, de YYY.
- Ufff...

Esta ficción quiere describir una escena que, por desgracia, se repite más de la cuenta. Estás en una feria y algún conocido del mundillo se te acerca con un vaso, y te pide que pruebes lo que contiene, muchas veces con una coletilla final muy indicativa: "Dale un trago largo, no te cortes". A veces, también se da el caso al revés, por supuesto, aunque cabe decir que tengo cierta suerte cuando pruebo cosas nuevas y no suelo dar a menudo con cervezas "Ufff...".

¿A qué quiero llegar con este guión patillero de serial de mediodía? Pues quiero denunciar dos actitudes de nuestros elaboradores, que son las únicas que pueden explicar este fenómeno-Ufff... que, desgraciadamente, no es aislado. Dos actitudes entre las que me es imposible decidir cual es peor o más reprochable: ¿la ignorancia o la codicia? En ferias, o volviendo de ellas en casa con mi botín, pruebo una cerveza manifiestamente contaminada (sí, Ufff... se refería justo a eso): ¿tiene el productor una falta de conocimiento tan preocupante como para no haberse enterado? ¿O es la avidez, en este caso, lo que ha propiciado que el contenido de mi vaso sea imbebible?

Sinceramente, no se qué me desagrada más. A priori, uno puede pensar que el ignorante lo hace sin mala intención... ¿pero queremos productores que echen atrás las tímidas incursiones de "no iniciados" en el panorama cervecero actual por culpa de su falta de preparación? ¿Es aceptable que haya gente que se dedique a cosas de las que no tiene la más menor idea? Antes de responder, pensar a nivel país a qué nos ha llevado este caso, con personas que, sin conocimiento ni formación, por ejemplo, han ocupado silla en muchos consejos de grandes empresas y entidades diversas. Hablamos de cosas muy distantes entre sí, pero para mí no deja de ser un micro-reflejo de lo que pasa a menudo en los altos estamentos de las sociedad.

Por su parte, tenemos a productores que lo venden todo, aún a sabiendas de que están vendiendo gato por liebre en un porcentaje más o menos elevado. Puedo entender que alguna botella suelta de un lote, por la razón que sea, no esté en buenas condiciones; pero no puedo entender que te sirvan directamente de un barril con cerveza en mal estado. ¿A caso no han probado la cerveza que sale de allí, antes de tirármela?

Entiendo que muchos productores tienen problemas para llegar a final de mes; que han tenido que hacer una inversión importante para empezar este negocio que, a priori, vamos a presumir que les ilusiona. Pero a mí también me cuesta llegar a final de mes, y no me gusta malgastar mi dinero en productos que no están en condiciones de ser vendidos honestamente. ¿Somos tontos los consumidores? Quizás sea lo que piensen; pero creo que a medio plazo la estrategia de vender cerveza no es precisamente sensata.

Actualmente salen cerveceras como setas: algunas con una base de conocimiento y experiencia más o menos contrastado; otras no. El producto final habla bastante de estos aspectos. Por mucho cariño que se invierta en la producción, a día de hoy, el equilibrio, bebibilidad y acabado de muchas cervezas "artesanas", "de gran calidad" o "con-ingredientes-que-te-cagas" son inferiores a las cervezas "demónico-industriales" que encontramos en el supermercado. El lúpulo será más fresco y notorio, pero estará mal integrado; la malta no presentará notas de cereales adjuntos como maiz o arroz, pero no estará compensada. Orgías de levadura pasarán por nuestra nariz y por nuestras copas; hay casos en que el filtrado no es tan mala idea, y no hace que una cerveza sea menos artesana, de menos calidad o peor. Y podría seguir así unos cuantos párrafos, y sin entrar a hablar de contaminaciones, sean por ignorancia o codicia.

Creo que muchos han querido crecer antes de tiempo: unos evolucionan a mejor con el tiempo; otros, mientrastanto, siguen engañados o engañando. En un escenario así, es de admirar la paciencia y honestidad que exhiben ciertas personas del mundillo, que llevan años en el panorama homebrewer, seguramente con muchas ganas de dar un paso adelante, pero esperando el momento en que puedan hacerlo con garantías de éxito empresarial: siendo sostenibles económicamente y presentando un producto atractivo y bien hecho a sus clientes.

Dicho esto, y enlazando con discusiones anteriores (en este blog y en otros), creo que la falta de conocimiento o de honestidad de algunos productores educa, y que no es taaan preocupante como lo pintan algunos el hecho de avisar a todos los cerveceros o lectores de blogs sobre la posible mala inversión de alrededor de 2-3€ de su bolsillo. A mí que no me ha venido nada dado, en la vida he aprendido a base de hostias. En la cerveza, las malas experiencias también enseñan.

Como ya dije en su momento, por el hecho de contar mis probablemente-irrelevantes historias cerveceras, no me siento ni prensa amateur, ni periodista; no creo que tenga ningún tipo de compromiso o deber moral con los lectores del blog para avisar de cervezas que a mí me parezcan malas. Mi compromiso es no mentir, y si algo no me gusta no lo voy a ensalzar; podéis estar seguros de ello.

Eso sí, recomiendo de manera entusiasta aplicar el sentido común y considerar dos veces el quedarse cajas enteras de cervezas que aún no han sido evaluadas por uno mismo. Que cada cual decida lo que le gusta y lo que no. Hay cosas que actualmente, por mucho que me asombre, se venden muy bien y gozan de cierta popularidad en el panorama local. ¿Quién soy yo, que carezco de formación alguna al respecto, para decir "tonto el que lo compre"? Pues eso, nadie.

Comentarios

  1. No voy (volver) a entrar en la polémica de decir el pecado y el pecador, porque creo que ya dejé mi posición muy clara al respecto, pero más allá de eso, para mí, en cierto modo los ignorantes son peores que los deshonestos. Estos últimos quizás saben muy bien lo que están vendiendo y por qué es que está así, lo cual implica que si algún día les conviene, van a poder corregir el producto. Los ignorantes no tienen puta idea de lo que están haciendo y solamente esperan tener suerte en cada partida mientras que el consumidor les paga su capacitación profesional. Sea lo que sea, ambos tienen 0 respeto por los consumidores y por ende no se merecen el respeto de los consumidores.

    PD: Me consta de elaboradores que aprecian que haya que hablen tanto de lo bueno como de lo malo con nombre y apellido. Por supuesto, es gente que sí sabe hacer las cosas...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo lógico que si te dedicas a algo con interés y profesionalidad agradezcas las críticas positivas pero más aún las negativas, puesto que siempre que estén fundamentadas y vayan más allá de "es una mierda" suponen la mejor oportunidad de poder mejorar tus productos.

      Por lo demas, estamos en las mismas. Hace mucho daño a una empresa el vender cervezas en malas condiciones, y de forma indirecta también lo puede hacer a las demás. ¿Solución? Ensalzar lo bueno, señalar lo malo.

      Un saludo

      Eliminar
    2. Buenas Max, gracias por tu aportación. Sí, creo que a estas alturas todos nos hemos pronunciado ya sobre el tema del pecado y el pecador, y ha quedado claro más o menos el posicionamiento de cada uno.

      Yo no me decantaría ni por unos ni por otros, la verdad. Creo que ambos dañan la cerveza, cada uno a su manera.

      Saludos!
      A mí también me consta de estos elaboradores de los que hablas, e incluso he hablado con algunos sobre algunas cervezas que me han parecido mejorables (o de algún lote tocado). Está claro que aceptar las críticas y animar a que te las hagan (algo que varias veces me han pedido) denota entereza personal y, probablemente, profesional.

      Eliminar
    3. Buenas Embracing! Yo también creo que es de agradecer que te critiquen tu producto, sea positiva o negativamente. Sin embargo, mucha gente no está abierta a la crítica, aunque sea constructiva. En esto, el rollo de "artesana" hace que la gente crea que por el hecho de fabricar cerveza en microinstalaciones ya tenga que ser buena por cojones. No hay nada peor que, cuando pruebo algo nuevo, me destaquen lo artesana y natural que es; cuando a mí me interesa que esté equilibrada, buen sabor, etc.

      En mi opinión, no es que haya una solución, sencillamente que el consumidor decidirá qué quiere. Yo soy un aficionado que escribo por gusto; creo que los profesionales del sector (tiendas, otros elaboradores, etc.) sí podrían jugar un papel más destacado. Ellos también son consumidores; y a diferencia de mí, profesionales.

      Gracias por tu aportación! Un saludo!

      Eliminar
    4. Qué sé yo, alguien que pretende se le de dinero (y no poco) a cambio de un producto o servicio y no está abierto a las críticas es alguien que verdad no demuestra ser demasiado inteligente...

      ¡"Cervezas naturales", otra falacia! Cada vez que veo un elaborador destacando lo "natural" de sus cervezas, me dan ganas de preguntarle en dónde cosechó las maltas (y lo más interesante es que si hablamos de "naturales", los malvados adjuntos como el arroz y el maíz son más naturales que cualquier malta)...

      PD: Una cosa en la que 100% coincido con vos es en lo que decís sobre filtrar. A veces, en los blogs españoles a veces veo fotos de Pale Ales que parecen más turbias que una Weizen y no me resultan del todo apetitosas...

      Eliminar
    5. Efectivamente. Aquí parece que si una cerveza está filtrada ya no es "artesana", y por ende ya no es buena, o es industrial, demónica, o se acuesta con tu pareja.

      Y ya sin entrar a hablar de la pasteurización. ¿Deseable? Depende de las circunstancias, diría yo. Las Anchor (EEUU) nos llegan muy ricas y bien aquí, por ejemplo... y sí, son pasteurizadas (flash, pero pasteurizadas). Me alegro que sean pasteurizadas: viajan mejor, raramente hay sorpresas, son baratas siendo de allí, etc.

      Lo dicho, que la cerveza lo que tiene que ser es lo más rica posible, no "artesana", "industrial" o "la madre que lo parió".

      Saludos Max.

      Eliminar
    6. Lo de pasteurizar sí da lugar a la discusión (aunque no deja de ser irónico que el proceso de pasteurización se desarrolló para la industria cervecera). Pero decir que una cerveza filtrada ya deja de ser "artesanal" es clara muestra de ignorancia, ejemplo de micros, y hasta brewpubs, que filtran sus cervezas, sobran. Solo basta fijarse con la Kölsch. Si lo analizamos un poco, la filtración (ya sea por centrífugo o microfiltrado) no es menos "natural" que el hervido...

      Eliminar
    7. Sí, aquí ya podríamos entrar en valoraciones varias, pero la pasteurización goza de una fama similar a la de los políticos y, sin embargo, en algunos casos es francamente positiva (y a las Anchor exportadas me remito).

      Lo de la filtración no hay discusión posible; se trata de una desinformación. Sobran ejemplos de cervezas que se benefician del filtrado.

      Eliminar
  2. A nosotros también nos ha pasado más de una vez. Sobre todo se nos queda un poco cara de tontos cuando nos venden algo como exclusivo y luego no lo es tanto o como dices tiene algún tipo de contaminación o sabores y olores extraños. Siempre lo decimos, es Pan para hoy, hambre para mañana. Cuando nos pasa ésto, no solemos repetir la marca y en nuestras conversaciones con otros aficionados solemos comentar.

    Conocemos el caso de algunas micros que han tirado muchos litros porque la levadura les había salido mala o por que algún lúpulo les había jugado una mala pasada. Yo no me creo que haya cerveceros que no sepan que su cerveza no es buena o no es "buenísima". Por mucho que mimes a tu producto si te sale mal, te sale mal.

    Nosotros como homebrewers nos damos cuenta perfectamente cuando algo sale bueno, malo o malísimo.

    salud!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas compañeros! Estoy muy de acuerdo con vuestro primer párrafo. De hecho creo que, más que el amarillento linchamiento público (en internet, especialmente), el comentario entre colegas es una sanción más efectiva y simple. Yo he dado segundas oportunidades después de tiempos prudenciales, pero a los reincidentes pocas más les voy a dar. Ahora que hay tantas novedades, no tengo porque tragarme el líquido de gente engañada o que me engaña.

      Yo también conozco el caso de micros que han hecho lo que comentáis, y valoro mucho su honestidad. Ellos miran a futuro, que es lo que deberían hacer todos. Y a corto plazo cuentan con más consumiciones por mi parte.

      En mi opinión, el problema es que muchos elaboradores producen sin tener claro lo que les saldrá exactamente, y mientras les parezca vendible tirarán adelante. El umbral de calidad y acabado debería ser muy estricto, pero en algunos casos está claro que es más que laxo.

      Un saludo y gracias por vuestro comentario!

      Eliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    2. Buenas compañeros. A ver si os animáis a comentar y luego no lo quitáis; que así conocemos vuestra opinión del tema :-). Saludos!

      Eliminar
  4. Post muy interesante y con muchos frentes abiertos.

    Para empezar, y como ya he comentado varias veces, estoy bastante cerca de tu línea de dejar caer las cosas sin señalar (mientras que el caso no sea sangrante) para que cada cual se sonroje si tiene motivos. Somos pocos y más o menos nos vamos conociendo así que no creo que haga falta poner nombres y apellidos.

    Sobre los elaboradores hay muchos que luchan muy duro en su día a día y creo que en ocasiones esto lo confundimos siendo excesivamente benevolentes y olvidándonos de nuestro papel como consumidor, cosa que no hacemos con muchos otros temas. Quizás eso se deba a la inmadurez del panorama cervecero de aquí y al 'miedo' a que todo esto se desmorone, no lo sé. Somos consumidores y debemos exigir calidad pero también honestidad, las cuales muchas veces se quedan por el camino debido a la famosa "hipoteca birrera", que tira y mucho de muchos elaboradores pero no puede servir siempre como excusa.

    El amateurismo y las precipitaciones, como se comentó en otros posts, han llevado a una situación insostenible y en algunos casos surrealistas. Lo cierto es que hay quienes se han lanzado de cabeza con todo sin otra salida que vender lo que sea y como sea porque no se pueden permitir tirar toda la producción, aún a sabiendas que no se puede vender. Y con prisas las cosas no suelen terminar bien.

    Salut!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario, Pau! Efectivamente, hay muchos que se han lanzado de cabeza a la cerveza sin tener una base sólida de conocimiento y práctica detrás. Esta precipitación, este crecer antes de tiempo, este tener que vender por www, es lo que hace que a día de hoy haya siempre que lamentar alguna cerveza de las tomadas en más o menos cada feria, sea por mejorable, muy mejorable o, directamente, por contaminación.

      Los casos "sangrantes" que comentas creo que son tan evidentes que no cabe ni señalarlos. Hay cervezas que son auténticas celebridades, y señalarlas una y otra vez es caer en la repetición.

      Salut mestre!

      Eliminar
  5. Al que no haya estado recientemente en festivales puede darle la impresión de que la contaminación es algo generalizado. A mí me parece que es cada vez más raro. Este año he estado en el bbf, birrasana y mediona probando muchas cervezas y no recuerdo ningún caso de contaminación no intencionada.

    ¿cuantos casos te has encontrado últimamente entre los cientos de cervezas que se presentan en los festivales?

    Si fuera una cerveza mía agradecería que me lo dijesen en el momento y por supuesto retiraría el barril.
    Pero en mi caso el amateurismo es literal

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas Diego, gracias por tu aportación como elaborador.

      No entiendo a lo que te refieres por "contaminación no intencionada"; entiendo que nadie contamina sus cervezas por gusto, sino por falta de cuidado o destreza.

      Yo creo que la contaminación sí es algo que está allí; en el último año, más o menos en todos los sitios he probado algo que estaba mal: muchas veces un sorbo, otras un vaso de festival entero. Alguna otra, botellas en casa.

      Que el panorama crece en calidad y cantidad es evidente, pero hay mucho novel que se precipita, y otros que sin serlo tanto siguen sin dar en el clavo y, de manera más o menos aleatoria, van presentando cervezas que no cumplen con los mínimos.

      Se agradece que haya gente que acepte la crítica, como es tu caso; tomo nota de ello. No obstante, mi experiencia con tus cervezas por ahora ha sido perfecta.

      Por cierto, ¿podré ver la Sider Ale por alguna otra feria? Quería probarla por la tarde en Mediona y vi que se había agotado...

      Un saludo y hasta pronto!

      Eliminar
    2. con contaminación intencionada me refiero a lámbicas, brettanomyces y demás invitados que está tan de moda ahora.

      la siderale es un producto del amateurismo empirista, y como cerveza de temporada habrá que esperar un año.

      un saludo.

      Eliminar
    3. Vale, no te había entendido. Sí, no dejan de ser contaminaciones; lo que al ser "buenas" y estar hablando de las no deseadas me habías dejado perplejo.

      Lo de amateurismo empirista suena genial; lástima que el producto de éste no pueda llegar a probarlo por ser de temporada. El próximo año voy a tener que hacerle un hueco a la Sider Ale por la mañana... Espero que repitas porque las referencias de otros compañeros son muy buenas.

      Saludos!

      Eliminar
  6. La verdad es que dices unas verdades como camiones..., está claro que ninguna micro que se precie va a 'contaminar' de manera intencionada sus cervezas y tratarán de hacerlo lo mejor posible. Para ello se piden una conocimientos mínimos, aprendidos como 'homebrewer' o en no pocos casos aprendiendo de los que ya tienen una buena posición dentro de la elaboración de la cerveza. También está claro que últimamente han surgido muchas micros haciéndose valer del gran campo y el 'boom' que ha habido en este sector.

    Eso de que 'nadie nace sabiendo' deebería ser aplicable aquí a raja tabla, ya que el producto final es el que te va a dar de comer en un futuro cuando puedas venderlo. Puede ser asumible que alguien al crear una micro, su cerveza no sea lo más propio para ser vendida o comercializada, pero el elaborador debe ser consciente de ello y hacer pruebas. Seguro que en sucesivas veces le sale mejor. Se me vienen muchas micros a la mente que empezaron haciendo un producto, ya no digo mediocre, digo pasable, y ahora están elaborando de las mejores cervezas que se hacen en el panorama nacional, innovando con nuevos estilos que hasta ahora nadie se había atrevido.

    A mi personalmente me ha pasado con tres o cuatro cervezas. La última ha sido una cerveza que probé en la anterior AMCA (no diré nombres en este caso), pero si la cerveza es merecedora de ocupar el peor puesto dentro del ranking mensual así lo haré saber en mi blog. Será malo para ella, en este caso, puiede que sí, pero creo que se deben decir las cosas bien claras con el fin de obtener que el panorama cervecero sea idoneo. Quizás esto le ayude..., también es cierto, pues pienso que poco a poco el producto irá mejorando y poniéndose a la altura de las mejores.

    No quiero micros que aparezcan un día y tres meses después después de asistir a cinco ferias desaparezcan, y esto creo que es lo que va a apasar con muchas...

    Creo que eso es todo...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas Teddy, gracias por tu aportación. A mí personalmente también me ha pasado en algún caso que de un producto mediocre o pasable he visto una evolución impresionante a mejor. Con un poco más de tiempo y paciencia, se podría haber evitado la mala impresión inicial: no debe sacarse al mercado lo primero que sale del fermentador. El periodo de probar, reprobar y dejar probar es importante.

      Un saludo!

      Eliminar
  7. En Mediona me acerqué al stan de uno de los cerveceros, y le pedí una cerveza de trigo. Al servírmela me pude dar cuenta de lo carbonatada que estaba, algo exagerado, más que si fuera un vino espumoso. Se lo comenté, y me dijo que era así, "que le daban caña a la carbonatación" No se... me la bebí y la verdad no repetiría. Ahora me pregunto, ¿es realmente así la cerveza que ellos elaboran? ¿me vendió un producto sabiendo que no estaba bien, o simplemente no sabe elaborar cerveza? Quizás sea yo, que no conozca que ese estilo en cuestión de cerveza de trigo es así...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una cerveza bien hecha es aquella que refleja la intención de su elaborador. Si el tipo de dijo que así es como la quiso hacer, entonces estaba bien hecha. Para saber si te estaba mintiendo o no, bastaría con tvolver a tomar la birra en otra ocasión...

      Eliminar
    2. Viéndolo así tienes razón Pivní. Si me lo encuentro en otra feria repetiré cerveza, a ver...
      Un saludo.

      Eliminar
    3. Buenas Javi! Está claro que si es lo que quería el productor la birra será correcta en este sentido. El que tenga más o menos carbonatación va a gustos: a mí personalmente me gustan más planas, pero sin embargo puedo contar entre mis cervezas favoritas quizás más de la mitad que tienen una carbonatación notable... La clave está en lo que dice Pivní y en que resulte bien integrada en el global de la birra. A partir de aquí, los gustos de cada uno :-).

      Saludos!

      Eliminar
  8. Esperemos que todo esto se desinfle un poco y solo aguanten los mejores... esperemos que sean esos los que aguanten y no los que tienen parné, buen márketing, amigotes o simplemente son unos trepas.

    Una mala cerveza hecha desde el "amateurismo" puede ser algo muy positivo y creo que nadie se va a enfadar si la prueba y es "malilla", pero cuando se cobra por ese vaso/botella, las cosas cambian!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas alti-depth! No tengo ninguna duda de que sólo los mejores aguantarán, aunque alguno pueda colarse por los motivos que enumeras u otros tantos.

      Las malas cervezas amateurs son las pruebas de lo que en el futuro deberían ser cervezas bebibles y presumiblemente comercializables. A menos que uno no nazca con un don especial, todo el mundo habrá empezado cociendo cervezas francamente mejorables; y hasta al más purista se le habrá contaminado más de un lote (y de 10). Lo que haga con esta cerveza contaminada ya depende de su ética profesional (y hasta personal).

      Saludos y gracias por tu aportación!

      Eliminar
  9. De acuedo contigo en todo. Hay de todo en los campos de lúpulo del señor. Buenos y honrados, malos y avariciosos, y despistados sin malicia. Y los grises que se puedan escalar por el medio.

    Pero de los errores se aprende... sólo si se reconocen y se hace contrición. Si se obvian o les salen "beneficiosos" a lo mejor ni se sonrojan ni aprenden la lección. Si era falta de conocimiento, aprenderán y no tienen de qué avergonzarse. Nadie nace con todo sabido y cualquiera puede cometer errores. Si era falta de honestidad, criticarlo y compartirlo es la mejor manera de evitar que se repita. El desconocimiento es estos a los únicos que ayuda.

    Por eso desde nuestro punto de vista de consumidores con voz (la voz nos la da el S. XXI y las nuevas tecnologias, que nos permiten hablar con más consumidores que los que coinciden en la barra de un mismo bar) opinamos que es necesario decir el qué y el quién. Para lo bueno y para lo malo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario, Barón. Son diferentes maneras de actuar ante una situación no deseada. Creo que más o menos todos sabemos el posicionamiento que tenemos cada uno al respecto.

      A mí personalmente me gusta hablar de lo bueno más que de lo malo en mi blog. No obstante, en las ferias a las que voy no todo lo que pruebo me parece fantástico y maravilloso, y así lo reflejo. Al final, todo es un tema editorial y de enfoque personal.

      Entiendo y veo que hay otros puntos de vista, que me parecen tan válidos y respetables como los que yo elijo. Es más, me gusta leer críticas negativas a cervezas. Pero a menos que tenga muy buenas razones para hacerlo (me cuesta visualizar qué buenas razones podría tener), no es algo que contemple para mis entradas.

      Max apuntaba al placer de ensañarse con alguien que te ha engañado con su mala cerveza; si bien puedo entender a qué se refiere, personalmente no siento la necesidad de dedicar a dichas experiencias ni tiempo ni espacio en este blog.

      Saludos a los dos!

      Eliminar
    2. Nadie habla de ensañarse. Sino de expresar lo que uno sintió al tomar una cerveza mala con más o menos las mismas palabras (aunque un poco más de floreo, sí, porque es más divertido escribir así) que usaría en un pub. Al menos eso es lo que yo hago en mi blog...

      Eliminar
    3. Sacado de tu post "Y el pecador también":

      "Ya no publico muchas reseñas acá, pero cuando lo hacía más a menudo, me divertía mucho buscar nuevas maneras de hacer mierda una cerveza de mierda, es que hay una especie de sensación de revancha por el momento (y el dinero) que esta cerveza nos hizo perder y que jamás recuperaremos (nadie compra una birra, o va a un pub, si sabe que no le va a gustar).

      Pero hay gente que decide privarse de este placer y cuanto más lo pienso, menos lo entiendo."


      Si no quieres llamarle saña llámalo como quieras :-). No nos discutiremos por cuestiones terminológicas. Creo que ambos sabemos a qué nos referimos.

      Repito: entiendo vuestra (tu) postura, y la veo legítimo y válida como cualquier otra que tenga fundamento. Seguramente es más natural como tú lo relatas, "como en el pub"; pero yo prefiero escribir de lo bueno generalmente.

      Eliminar
    4. No niego que es divertido buscar formas creativas de explicar lo mierda que es una cerveza (un poco más que buscar formas poéticas de explicar lo sublime, será que me queda la sensación que las palabras no alcanzan), pero una vez que lo publico, lo dejo ahí. Si no fuese por la reseña en el blog, lo más probable es que me olvide del sentido de revancha, aunque no de la cerveza. (Tal como lo hago hoy con casi todas las cervezas malas que pruebo).

      Pero es una cuestión semántica. Ensañarse para mí es ya ir con rencor y yo no le guardo rencor a alguien que me vende una birra de mierda. Simplemente no la compro más y aconsejo a los demás que no cometan el mismo error que yo.

      Eliminar
    5. Perdón, sí que me ensañé con una cerveza Santa Margarina... Pero ya se me está pasando...:)

      Eliminar
  10. (TEDASCUENYOYO) HOLA JOAN ¿PERO CUANDO VAN A EMPEZAR A CAER LAS MALAS? LLEVO YA UNOS AÑOS OYENDO LO MISMO, QUE SOLO SOBREVIVIRAN LAS BUENAS, ¡Y CADA DIA SALEN MAS! CIERTO QUE MUCHO MEJORES, ESO SI, PERO EN LOS PEORES TIEMPOS DE LA CRISIS MIRA COMO ESTÁ EL PATIO.
    COMO ESTO MEJORE ( QUE NO TIENE MAS COJONES QUE HACERLO, ME REFIERO A LA CRISIS ) ¿CUANTAS MICROS MAS SALDRÁN? ¿TANTO MERCADO HABÍA? ¿PARA CUANDO UN GOLPE DE ESTADO DE HIJOSDEDAMMMIGUELCCC? ;p

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy buenas!

      ¿Cuando caerán? Sin mirar la bola mágica, te diría que cuando tengamos suficiente gusto o formación cervecera, como colectivo, toda la sociedad consumidora de cerveza (más allá de la caña). Siempre quedarán algunas que, gracias al márqueting, subsistirán y seguirán engañando. Pero "los malos" caerán tarde o temprano. Es lógico que los consumidores habituales y esporádicos de cerveza acabemos decantándonos por unos u otros productos. Quizás no serán las mejores cervezas, pero si, por ejemplo, las que mejor calidad/precio tendrán dentro de las preferencias generales.

      Y no enlazo con la famosa burbuja porque no tengo tiempo ni de enlazarlo ni de contestar la posible avalancha de comentarios posteriores :-).

      Saludos!

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Planta Piloto

Un breve comentario...