martes, 14 de julio de 2015

Simplificando, o yo también bebo acetona...

#YoTmbBeboAcetona
Del garaje al quitaesmaltes.
Mi más sincera enhorabuena. Supongo que tenemos que rendirnos todos a tu particular ingenio, pues has conseguido tu propósito: querías que se hablara de tu artículo, o quizás más bien de ti, que tienes ese "nada humilde punto de vista" que comentas. ¡Objetivo cumplido! Visitas por doquier, centenares de tweets hablando acerca de tu post... ¿qué más se puede pedir?

Lamentablemente, has perdido la oportunidad de soltar verdades como puños sobre la cerveza, de forma elegante y fundamentada, sin necesidad de caer en la misma trampa de aquello que tan ferozmente criticas en tu artículo. Como el padre que lleva 20 años fumando y regaña a su hijo porque le ha encontrado una cajetilla en el cuarto, criticas desde el trono del "gastrónomo experto" a aquellos que, con más o menos acierto, defienden una expresión más amplia de la cultura cervecera, tachándolos de "catetos"; simplificando.

Y créeme, me da la sensación de que comparto el fondo de la cuestión, siempre y cuando no fuera el mero hecho de polemizar (cosa que tampoco me atrevo a descartar). Aciertas, en mi opinión, en señalar a los que por inercia simplifican ciertas cervezas a mera "micción gatuna", así como a los que desde un extraño sentido proselitista creen que el que no bebe la misma cerveza que ellos mismos está equivocado, cuando al final solamente se trata de gustos y preferencias personales.

Estamos de acuerdo en eso: yo también me tomo cañas a gusto, de esas mismas que defiendes tú, y que siempre sale algún "listo" a comparártela con una IPA. Pero, sinceramente, creo que la forma en que expresas tu punto de vista desacredita totalmente el contenido (repito, si es que había intención más allá de llamar la atención). Y no lo digo sólo por el desliz de confundir la acetona con el ácido acético, que nos puede pasar a todos tanto cuando elaboramos cerveza como cuando nos quitamos el esmalte de las uñas, sino por la sensación generalizada de "polvo rápido" que desprende tu artículo, y su constante simplificación.

"Jean, debes saber una cosa..."
Y no, nadie "te va a dar" porque las cervezas lámbicas no entren dentro de tus gustos; hacerlo sería una estupidez, casi a la altura de afirmar a la l'Oréal ("porque yo lo valgo") que una cerveza con acético es defectuosa y punto. Pobre Jean Van Roy, pobre Frank Boon; pobres dinastías de familias belgas, engañadas todos estos años. Cuanto esfuerzo invertido para que finalmente llegue el ser sapiente superior, el todopoderoso periodista gastronómico, para decretar que, en realidad, su cerveza está estropeada.

Por cierto, antes de que "me se" adelante nadie, me apunto como hallazgo propio la oxidación de los vinos de Jerez: está claro que ese puntillo rancio no es una característica, sino un defecto en toda regla. ¿Funciona así, verdad? ¿No? Vaya hombre, sin darte cuenta, has hecho una equivalencia entre tus gustos personales y aquello que está bien, cayendo en la misma trampa de aquellos que te echan "por tierra el disfrute" de tu cañita.

Pero exploremos asuntos "superiores". Afirmar que la cerveza no está a la altura del vino o los destilados tiene tanto sentido como afirmar que el tigre no está a la altura del leopardo, o de la mariposa. ¿Para qué? ¿Para quién? Aunque quizás más importante: ¿no es quizás ese esnobismo "acartonador" del que se habla el que, presuntamente, ha llevado a estas bebidas a esta otra altura? ¿No es una absurdez y una incomodidad que en todos los restaurantes te sirvan un culín de vino para que lo pruebes, como si una alta parte de la población supiera detectar si el vino está o no en orden? Producto del snobismo, quizás; de esa misma clase que lleva a algunos a afirmar que el leopardo es mejor que el tigre. Un auténtico improperio a la intelectualidad catalogar afirmaciones de este tipo como una simple opinión personal.

Burbujas, ¿eh? Nada nuevo por aquí; creo que se ha hablado largo y tendido del tema en miles de sitios. Pero bien, se puede seguir hablando, porque no. Y está claro que esto sí podría considerarse una opinión personal, que es como defiendes este desatino periodístico que has escrito, que disimula la falta de contenido con pinceladas de amarillo. Para mí, no obstante, hablar de burbuja a estas alturas me parece tan pasado de moda como simplificar que sólo "el champán se guarda para las grandes ocasiones". Creo que hay datos e indicadores que nos permiten girar página para hablar de algo más allá de una moda, o una burbuja (algo que ya comenté por aquí). En realidad, para muchos es un creciente e incómodo grano en el culo, que quieren eliminar a toda costa: mediante falacias, calumnias o simplificaciones, según cada cual guste.

Y lo sabes...

"Gourmetizar" para mí es precisamente eso mismo: tratar un producto de superior, simplificando, colgándole etiquetas sin fundamento como "gourmet", "premium" o, como muchas veces yo mismo he criticado, "artesano/a". También "gourmetiza" el que crea secciones de productos gourmet, sin a penas ningún argumento gastronómico, valorando el continente antes que el contenido. Aunque el valor real se encuentra en el acuerdo subyacente, que permite subir márgenes a las dos partes, completando así una provechosa relación onerosa sustentada en la difamación y en engañar al consumidor. Cuántas cosas funcionan así...

Categorías, clases. A lo largo de la historia, siempre las ha habido; incluso con las personas: por motivos de procedencia, de raza, de patrimonio, de poder o de cultura, siempre han existido personas de mayor categoría que otras... ¿no? Al menos este parecía ser el punto de vista de algunas figuras importantes de la historia política de nuestro país, los descendientes de los cuales ocupan cargos de categoría: carteras ministeriales o consejos de administración de grandes empresas, o bien son propietarios de alguna que otra empresa relacionada con la gastronomía. Parece que la simplificación funciona. Está claro, "el caviar sigue siendo caviar, y está muy bien que sea así".

Pero oye, no nos pongamos tan serios. Siempre quedará escudarse en eso de que si cuando hablas nadie se molesta es que no has dicho absolutamente nada. ¡Adelante, entonces! La diligencia o la ética profesional son valores superfluos, cuando estamos hablando de notoriedad. Así que nada, a seguir simplificando, a ensuciar el espacio virtual con porquería lírica, a profanar un poco más una profesión como la de periodista, que aquí todo vale mientras me lean; no hace falta respetar a los compañeros que la ejercen con honradez, ni a uno mismo, ya puestos a descuidarlo todo.

Salut!
Debo confesar que la complicidad de aquellos que permiten publicar semejante despropósito no merece por mi parte mejor consideración. Me parece grave que los directores de medios habilitéis una canalización de tan amplia difusión a contenidos simplificadores y de baja calidad, que no hacen ningún bien ni a la gastronomía ni al trabajo de mucha gente por ampliar los límites conceptuales de productos como el pan o la cerveza, para citar dos productos etiquetados por el artista como básicos e inferiores, desde ese "sabelotodismo" que critica a la vez que ejerce.

Se habla, muchas veces, del fin de la prensa escrita; al menos tal y como la conocemos. Con esta falta de rigor periodístico, tanto en la generación de contenidos como en la supervisión de los mismos, dando cancha a graciosetes indocumentados, no me cabe duda de que entre todos le estáis dando una estocada final. ¡Enhorabuena, también!

Para terminar, si me permitís, me gustaría acabar yo también entonando mi nuevo grito de guerra. En el caso de que no tengáis nada bueno que ofrecer: "¡dejad la cerveza en paz!".

He aquí la mía, de opinión. La de un "talibán": no del lúpulo (no simplifiquemos), sino de la cerveza, así como de todas aquellas personas que con buenhacer y esfuerzo consiguen que todos tengamos, año tras año, una mejor cerveza en nuestros vasos: sea para "diseccionarla organolépticamente" o para beberla a tragos, según cada cual guste.


Yo también bebo acetona. Salut i birra!


(Las fotos del tigre y del leopardo son, respectivamente, de Monka Betley y de Marie-Lan Nguyen).

14 comentarios :

  1. Tigres, tigres, leones, leones... ¡Todos quieren ser los campeones! jejeje

    Yo, lo siento, intento no beber acetona. Ni otras tantas cosas que (sin basarme en ningún estudio científico si no en mi experiencia) hacen que mis resacas sean peores. Y las cervezas ácidas no ayudan a mi estómago en absoluto. Además, coño, no em gustan. Que suerte que mi cuerpo coincida con mis gustos.

    Por otra parte, SÍ son defectos. Igual que la oxidación en los vinos de Jerez. Al fin y al cabo, el plan es mantenerlos libres de oxidación con el "velo de flor", y conseguir vinos finos. Es cuando esto se "estropea" y entra en contacto con el aire que consigues otros que... pues no vas a tirar... como el palocortado. Que no quita que pueda gustarte (recuerdo un amontillado delicioso en una cata en la universidad...) pero está oxidado!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Defectos, defectos... son cuando te sale algo que no querías, quizás la primera vez que por culpa del maldito bichito les salieron las cervezas así.

      Pero en el momento que lo que buscas que una bebida te salga con una acidez dentro de unos parámetros y estos se establecen como propios de un estilo entiendo que el defecto sería que no lo fuera...

      Luego sobre gustos, así ya ninguno podemos entrar, son únicos, personales e intransferibles y si encima tu cuerpo coincide pues ya la leche... yo no tengo esa suerte ;)

      Saludos,

      Miguel

      Eliminar
    2. El ruido de las Harley Davidson también es "un defecto". Y lo han convertido en su lema más potente.

      Defecto? Sólo existe como desviación de la expectativa previa, y en relación a la "corrección" imperante en el contexto.

      Por lo demás... BrrRRrrum brrrRRUmm... ;)

      Eliminar
  2. Estimado colega Joan

    Llevas razón en tu bien argumentada respuesta a este "escrito", pero este juntaletras no merece los minutos de tu precioso tiempo, como el de todos, que has perdido...

    Este es el típico "PostModerno" moderno busca tendencias pasado de todo, que en su búsqueda perpetua de identidad, porque jamás la tuvo, esta ahora en la fase "reinvindico lo básico y lo auténtico" hasta que encuentre otra moda a la que arrimarse.

    Pero le falta, como indicas, conocimiento de causa, es como los hipsters que ahora, en madrid, adoran la casqueria, el cachopo y las tascas que tanto me gustan, lo hacen para sentirse "más cercanos" a todo lo que antes rechazaban, mas "auténticos" pero es la misma pose con mas colesterol.

    Con la cerveza pasa igual, alguien en el foro de cerveceros caseros españoles lo dijo "es como los hipsters americanos rehuyendo de la cerveza artesana y pasándose a la pabst (una mahou de alli)", estoy seguro que la burbuja ni llegará a estallar porque lo moderno será tomarse unas cañas con una de oreja....

    Por otro lado, mal favor se hace Mikel Iturriaga rodeándose de modernos con tanto ego, si, es un artículo de opinión y puede decir lo que le de la gana el señor este, porque este tipo de gente da una imagen del blog que nunca ha sido la suya...

    Si algo caracterizaba a el comidista era la sencillez y la falta de tonteria, con este artículo pierden mucha credibilidad.Y mas habiendo hecho articulos sobre el biercab!!

    http://elcomidista.elpais.com/elcomidista/2013/10/25/articulo/1382677200_138267.html

    O teniendo como asesores a la gente de brew home, a traves de Dani Cerve Tv, que saben muy bien de que va esto de la cerveza de calidad...

    Mal favor se hacen ellos, y si es la línea que quieren seguir, creo que tienen más que perder ellos, que nosotros, consumidores de buena cerveza

    Salut joan!

    ResponderEliminar
  3. Muy bien Joan, rápido y efectivo en tú respuesta. Argumentación consistente... enhorabuena!!!

    ResponderEliminar
  4. Yo estoy acongojado. Desde que leí el artículo de este prestigioso crítico gastronómico que no puedo disfrutar de una pinta. Estoy ahí empezando a descubrir aromas, a punto de dar ese primer trago cuando oigo en mi cabeza "vete al bar Manolo, pide la caña más guarra que tengan. En vaso sucio, no seas snob" y las lágrimas amargan la acetona de mi IPA. Ese ácido lisérgico tan característico de las Black Pales ya no sabe igual.

    Os invito a formar parte de la Plataforma de Afectados por Jordi Nosequién y su amigo el Comidista.

    ResponderEliminar
  5. Excelente post, no podría estar más de acuerdo. Sigo esperando la respuesta de este hombre a cuál es el motivo (objetivo, argumentado, razonado) por el que considera la cerveza un producto más "básico", y su elaboración menos laboriosa que la del vino, como está diciendo ahora en Twitter. Seguro que acabará respondiendo, y entonces se retratará de nuevo, y así hasta que lo demos por imposible y dejemos de dedicarle un tiempo que él no merece, pero sí la defensa de la cultura cervecera y de los buenos productos.

    Saludos a todos!

    www.cervecivoros.com

    ResponderEliminar
  6. Coi que gran que ets, Joanet! Solo puedo aplaudirte y darte la enhorabuena por tu estupenda réplica. Si quieres mi opinión, creo que la respuesta a lo que buscaba el tal Jordi no era más que polémica barata para engrosar su ego en base a visitas y retuits... Por desgracia hay mucha fauna que se alimenta así pululando por las selva virtual... SALUT I BONA BIRRA!!

    ResponderEliminar
  7. Se puede decir más alto, pero no más claro, lo has clavado. Las soflamas que predica el "sujeto" en el artículo de marras, no hay por donde cogerlas, pura bilis, buscando notoriedad inyectada de mala baba. Por desgracia, ha conseguido su objetivo, sabía que ibamos a saltar, y así lo hemos hecho, una verdadera pena que en un medio como El País, se puedan leer semejantes "mamarrachadas", en fin, son tiempos de audiencias y de contadores de visitas...

    Un saludo crack!

    P.D.: Yo también firmo este manifiesto: ¡dejad la cervezas en paz!

    ResponderEliminar
  8. Muy buen post, una respuesta que no deja dudas al nulo rigor de este tiparraco.

    Saludos JOan

    ResponderEliminar
  9. GRACIAS COMIDISTA!
    GRACIAS JUNTALETRAS!
    GRACIAS POR MOVER A NUESTRO JOANET Y PROVOCARLE UN ARRANQUE DE ESCRITURA, QUE CADA VEZ NOS CUESTA MAS LEER.
    COMO HABRÀ SIDO TU TEXTO PARA HACERLE SALTAR DE ESTA MANERA
    MUY DE ACUERDO CON LO EXPUESTO.
    AHI TENEIS UN HUESO DURO DE ROER CON LAS CANTILLON.
    UN SALUDO YELLOW PET!

    ResponderEliminar
  10. Buena respuesta, también recomiendo la de Lúpuloadicto.

    Desde luego, al poco de comenzar la lectura de semejante artículo podemos darnos cuenta de que no se ha molestado en mirar si quiera la wikipedia, te golpea en la cabeza con su falta de conocimiento del tema que está tratando, y "argumenta" de forma simplona y grosera.

    En cualquier caso lo que más rabia me da es la difusión que está teniendo, un artículo que a mí me avergonzaría publicar no ya en El País sino simplemente en Facebook.

    ResponderEliminar
  11. Solo me queda aplaudirte Joan. Solo espero que el susodicho lea esta respuesta y por lo menos le dé qué pensar...

    ResponderEliminar
  12. Genial como siempre Joan. No puedo estar más de acuerdo. Cada vez me sorprende más tu capacidad y rapidez de respuesta creando un texto tan bien argumentado (y que yo mismo firmaría) como este.

    Un saludo

    ResponderEliminar